octubre 27, 2020

Factor Cu4tro

Somos la revolución deportiva

El dinero no compra al éxito europeo: PSG

Via: Twitter @PSG_Inside

Han sido nueve años de inversión en jugadores para el Paris Saint-Germain; casi una década de compra/venta de estrellas mundiales en la búsqueda de conseguir el tan anhelado campeonato de la UEFA Champions League.

Imagen
Via: Twitter @PSG_Inside

Desde la llegada del jeque qatarí, Nasser Al-Khelaïfi al club parisino, se han gastado unos 1,304 millones de euros con el único objetivo de conseguir coronarse en el mejor torneo a nivel de clubes del mundo.

Año tras año y torneo tras torneo, los del PSG han quedado a deber en Champions. Cuatro ocasiones se quedaron en cuartos de final, y en los últimos tres, fueron eliminados en octavos.

Sin embargo, el día de ayer pudieron jugar lo que fue su primera final de este torneo en su historia; era el partido más importante en los 50 años del club y, a pesar de la cantidad de dinero que corre por los pies de sus jugadores, no lograron vencer al Bayern Múnich.

Imagen
Via: @KMbappe

Aunque los bávaros cuentan con jugadores de élite como Robert Lewandowsky, Joshua Kimmich o Tomas Müller, los salarios no se comparan en nada con lo que factura Neymar al año.

Los de la capital francesa se hicieron de los servicios del astro brasileño para la temporada 17/18 por la módica cantidad de $222 millones de euros.

Además de esto, el extremo izquierdo gana unos $36,8 millones de euros al año, superando así a los $31 millones que gana Cristiano Ronaldo o a los $26 millones de Lionel Messi -ambos campeones en repetidas ocasiones de Champions-.

No se puede negar el talento de cada uno de los jugadores del PSG; Mbappé, por ejemplo, puede presumir que fue campeón del mundo con tan solo 19 años de edad.

Lo que muchos medios, fanáticos y conocedores critican al club es que ni todo el dinero del mundo puede formar a un equipo. Existe una brecha enorme entre tener jugadores de élite y formar un equipo.

Claro ejemplo de ello es el Leipzig, quienes llegaron hasta semifinales en esta última serie y cuya plantilla podría ser pagada por completo con lo que costaron Neymar y Mbappé al club parisino con sus fichajes.

Esperamos que, por el bien del fútbol, estos grandísimos jugadores logren mantener el nivel que los llevó a disputar esta final, y quién sabe, se saben muchas historias de las revanchas que nos regala este hermoso deporte…

A %d blogueros les gusta esto: